El proyecto de Alejandra Ortiz y Javier Mejía que comenzó como una simple tarea escolar, ahora es un despacho de diseño único en México.

Alejandra Ortiz y Javier Mejía son dos jóvenes menores de 30 años que se conocieron a la mitad de la licenciatura de Diseño Industrial en el Tecnológico de Monterrey. Por azares del destino, coincidieron en una asignatura que cambiaría sus vidas y ahora manejan una empresa enfocada en el desarrollo de equipos para personas con discapacidad.

Un camino que empezó desde abajo con el lugar, las herramientas y hasta escritorio prestado, por no mencionar el dinero, hoy en día es un despacho de diseño único en México.

Cuando tienes la voluntad, el talento y hasta colmillo un simple proyecto se puede convertir en una empresa.

Al equipo de estos jóvenes emprendedores, les tocó una persona con cuadriplejia por un accidente en moto. El fin era diseñar algo que les ayudara a mejorar su calidad de vida en cualquier ámbito o actividad cotidiana.

Luego de terminar el proyecto estudiantil, tanto los medios internos de la escuela como otros de comunicación los dieron a conocer. Así la gente los empezó a buscar e incluso la directora de la institución llegó a tomar recados. Javier admite que no sabían el impacto que iban a tener ni cuánta gente necesitaba un producto de ese tipo.   

De este modo se dieron cuenta de que estaban formando una empresa y que podría funcionar. Luego de graduarse tuvieron a su primer cliente en forma. “El mismo proyecto nos fue llevando a la gente indicada”, reflexiona Alejandra.

Sobre El Autor

Somos el principal blog relacionado con el tema de la discapacidad en México. Nuestro equipo está formado por un grupo de especialistas en temas sociales y médicos; además de periodistas, técnicos especializados en ayudas, terapias, críticos de arte, así como, especialistas en accesibilidad. También, a través de este sitio informamos acerca de notas que incluyen invitaciones a nuestros lectores a participar en cursos, talleres o exposiciones del empleo accesible y otros.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.