Frank Hammond Krusen estableció en 1936 el primer programa de enseñanza en la Clínica Mayo a lo largo de 3 años de residencia, y en 1941 escribió el primer manual de la especialidad en Estados Unidos. Es reconocido como el padre de la Medicina Física.

En 1947 la Comisión Norteamericana de Medicina Física y Rehabilitación reconoció a la medicina física y rehabilitación o fisioterapia como una especialidad médica. Asimismo Howard A. Rusk experimentado en la rehabilitación de los soldados lesionados creó el Institute of Rehabilitation Medicine en el New York University Medical Center. Es considerado el padre de la medicina de rehabilitación.

En México las primeras residencias fueron creadas en el Hospital Infantil de México y el Hospital de los Ferrocarriles Naciones en los años cincuenta. El término propuesto en 1946 por el Consejo Americano de Medicina Física y Rehabilitación (fundado en 1938) para designar a los médicos rehabilitadores americanos es physiatrist el cual no ha sido difundido ni utilizado en nuestro medio pero puede encontrarse en diversas publicaciones como “fisiatra”.

En Europa se llevó a cabo un consenso para definir la especialidad como “Medicina Física y Rehabilitación”, mientras que en nuestro país los graduados en esta década únicamente ostentan en la cédula de especialistas el término “Medicina de Rehabilitación”. De acuerdo a las palabras de Glenn Doman, el médico rehabilitador es una extraña mezcla de ortopedista y neurólogo. Si hiciéramos una semejanza entre que un ortopedista atiende huesos y músculos, un oftalmólogo los ojos, un neurólogo el sistema nervioso central, el médico especialista en rehabilitación atiende el sistema nervioso periférico, es decir, todos los nervios que se encuentran fuera de la cubierta ósea, externo a la cavidad craneal y a la columna vertebral. Pero estambién el médico encargado de la atención a las personas con discapacidad.

En la Norma Oficial Mexicana NOM-173-SSA1-1998 para la atención integral a personas con discapacidad, se define a la Discapacidad como a la ausencia, restricción o pérdida de la habilidad, para desarrollar una actividad en la forma o dentro del margen considerado como normal para un ser humano. En la misma Norma el numeral 5.3.5.3expone:

“Aplicación de procedimientos rehabilitatorios específicos de acuerdo al tipo de alteración detectada, indicados por un médico con especialidad en medicina de rehabilitación e impartida por un técnico en rehabilitación, con diplomas registrados y certificados ante las autoridades competentes”.

Los médicos rehabilitadores han sido conocidos comúnmente como sobadores, masajistas y hasta brujos por la eficacia de sus tratamientos analgésicos, de relajación muscular y de recuperación de lesiones traumáticas. En algunas Instituciones se les aplican términos como “Médicos Acompañantes” ya que permanecen junto al paciente durante el proceso de rehabilitación.

Somos, en fin, los médicos que nos dedicamos a atender a personas con discapacidad y a cualquier paciente que está sufriendo un proceso temporal de discapacidad, quienes de manera correcta indicamos la adaptación de prótesis, andaderas, plantillas y todos los aparatos ahora conocidos como Ayudas Técnicas.

¿Por qué debe el paciente con discapacidad ser atendido por un Médico Rehabilitador?

La justificación va más allá de un título que comprende: 4 a 6 años que debió de cursar la carrera de Medicina; 3 a 4 años que debió cursar la especialidad de rehabilitación en las diferentes instituciones; un año o más en que realizó cualquier curso de subespecialidad (ahora denominados Cursos de Postgrado) y la infinidad de Cursos a los que asiste durante toda su carrera. La verdadera justificación es que este médico es el único que puede de manera INTEGRAL obtener el diagnóstico de rehabilitación e indicar al terapista (físico u ocupacional) y al protesista-ortesista la manera adecuada, actualizada y con un enfoque de calidad, dentro de la atención basada en evidencia el manejo de cualquier paciente con una discapacidad.

Dentro de la Rehabilitación el trabajo en equipo es sumamente importante, inclusive indispensable. El fisiatra solo nada podría hacer sin su binomio: el terapista. Pero además se agregan a ellos los igualmente indispensables ortesistas, trabajadora social, ortofonistas, psicomotricistas, enfermeras especialistas en rehabilitación y asistentes de todas estas disciplinas.

La sugerencia será siempre, al buscar la atención de un especialista en rehabilitación, conocer si ha sido certificado por el Consejo Mexicano de Medicina de Rehabilitación que desde 1970 emite esta certificación la cual demanda en un examen teórico-práctico, la demostración de las habilidades clínicas y humanísticas que deben de prevalecer en los médicos que ejercen esta especialidad, llena de complejidad pero asimismo de experiencias inolvidables.

Sobre El Autor

Somos el principal blog relacionado con el tema de la discapacidad en México. Nuestro equipo está formado por un grupo de especialistas en temas sociales y médicos; además de periodistas, técnicos especializados en ayudas, terapias, críticos de arte, así como, especialistas en accesibilidad. También, a través de este sitio informamos acerca de notas que incluyen invitaciones a nuestros lectores a participar en cursos, talleres o exposiciones del empleo accesible y otros.

Artículos Relacionados

8 Respuestas

  1. Agustín Ibarra Castro

    Completamente de acuerdo con los comentarios, se quedan cortos, pues un Fisiatra\r\nconoce de Pediatria,sin ser Pediatra, de Ortoprdia sin ser 9rtopeda de Cir plástica, etc\r\nAdemás conoce de Rehabilitacón cardíaca, de electrofisuiologia (velocidad de neuroconducción y de Rehabilitación Peofesional(medinate lqa cual se hace de las personas con discapacidad personas útiles laboralmente a la sociedad, pues de qué sirve rehabilitarlos si no los preparamos para el mundo laboral em igualdad de condiciones que las llamadas “personAS NORMALES”

    Responder
  2. luis

    este articulo es una buena reseña historica de la medicina fisca y rehabilitacion aunque ESTA MUUUY INCOMPLETA. PUES DEJA DE LADO A LOS INTEGRANTES DEL EQUIPO INTERDISCIPLINARIO DE REHABILITACION. Y NO SEÑALA LAS COMPETENCIAS PROFESIONALES DE LOS LICENCIADOS DE TERAPIA FISICA Y REHABILITACION, TERAPIA OCUPACIONAL, LENGUAJE, NI LOS LIMITES PROFESIONALES QUE EXISTEN ENTRE CADA RAMA MEDICA Y PARAMEDICA.\r\n\r\n\r\nLA NOM A LA QUE SE REFIERE DEBE DE ACTUALIZARSE POR NUESTRAS AUTORIDADES PUES TODAVIA SEÑALA LOS NIVELES TECNICOS Y ESTOS YA HAN DESAPARECIDO, CREANDOSE NUEVAS RESPOSABILIDADES PARA LOS EGRESADOS A NIVEL SUPERIOR EN REHABILITACION ASI COMO EL PAPEL DEL MEDICO REHABILITADOR.\r\n\r\n\r\nBUEN ARTICULO PERO INCOMPLETO.

    Responder
  3. Viridiana Tapia

    Me parece una excelente reflexión, para quienes vamos empezando en esta especialidad reconocer nuestros orígenes, resaltar la importancia del manejo integral de la discapacidad y enfocar hacia donde vamos.\r\nMuchas gracias.\r\nDra. Viridiana Tapia\r\nResidente Medicina de Rehabilitación

    Responder
  4. Concepción Gpe. Santillan Chapa

    me parece excelente la introducción a eta página y estoy de acuerdo con la descripción y referencias de lo que implica ser un médico en Medicina de Rehabilitación y si tenemos un curso de alta especialidad implica un reto profesional e dar una atención de excelencia.\r\nGracias por compartir ese pensamiento.\r\nDra. Concepción Guadalupe Santillán Chapa\r\nMedica en Rehabilitción pediátrica.

    Responder
    • jarvis

      hola que tal me interesa esta especialidad e recibido muchas criticas por el tipo de eleccion que haré muchos e escuchado comentarios de que no tienen trabajo que estan desempleados que en institucion no los quieren,y en privado tambien no hay trabajo me gustaria que me dijeran si esto es verdad gracias

      Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.